Fuente: AS

La tarde viene muy movida en Barcelona. Arturo Vidal está muy cerca de convertirse en próximo jugador del Barça. El club azulgrana  van con pies de plomo y fuentes muy solventes de la entidad aseguraron a As que “se trabaja también en otras opciones”. “Hay que ir poco a poco y hasta que no hay nada sellado no se puede decir nada”, insistió la misma voz, sabedora que Ernesto Valverde, entrenador del primer equipo azulgrana, espera con ansiedad una pieza que releve a Paulinho, que fue vendido al Guangzhou Evergrande hace unas semanas por 50 millones de euros.


Mientras los responsables de las operaciones del Barcelona trabajan a destajo con el fin de poder concretar el fichaje de Arturo Vidal, en Italia empiezan a ver cosas raras ante tan repentino interés azulgrana. 


El centrocampista chileno, de 31 años, ha estado en las últimas semanas negociando con el Inter de Milán, club que tenía previsto reforzarse con el aún jugador del Bayern y con Raja Nainggolan, comprado a la Roma hace ya unas semanas. “La negociación con el Inter está muy avanzada”,reconocen en el Camp Nou, pero no por ello le restan opciones serias de llegada. “Por eso el Barça sigue con otras propuestas abiertas”, informan. “Todo hacía indicar que estaba atado con el Inter, pero esto es fútbol, estamos en verano y cualquier cosa puede pasar en cualquier momento”, dijo una fuente cercana de la negociación a AS. “Habrá que esperar a ver qué pasa en los próximos días”, prosiguió.

Extracomunitario

Ante las constantes lesiones de rodilla que ha sufrido últimamente Vidal en su carrera, desde el Barcelona no esconden su “preocupación”, aunque saben que los servicios médicos del club “harán un exhaustivo reconocimiento médico al centrocampista” que pueda disipar cualquier inconveniente. “Se trabajará en ese sentido como con el resto de fichajes y jugadores, hasta el mínimo detalle”.

Vidal, que ya tuvo una etapa en la Serie A jugando para la Juventus de Turín, ha pasado gran parte de su trayectoria profesional en Europa (desde 2007, cuando de Colo Colo llegó al Bayer Leverkusen), aunque eso no le ha valido para conseguir el pasaporte comunitario. De esta manera, una vez se concrete el asunto, la salida de Yerry Mina será inminente; Everton, Olympique Lyonnais y Manchester United estarían dispuestos a llevarse al colombiano, por el que el Barcelona pide cerca de 40 millones de euros.

Fuente: AS

Fuente Fotográfica: AS

Total
2
Shares

SUSCRÍBETE A NUESTRO NEWSLETTER

Análisis, artículos e información.

Al marcar esta casilla, confirma que ha leído y está de acuerdo con nuestros términos de uso con respecto al almacenamiento de los datos enviados a través de este formulario.