Fuente: Entrepreneur 

Elon Musk acaba de dar un gran paso en sus planes de expansión global. Y es que el gobierno municipal de Shanghai informó que Tesla instalará una planta de producción de autos eléctricos, conocida como Gigafactory, la cual fabricará 500,000 unidades al año.


Se trata de la inversión extranjera en el sector de manufactura más grande en la historia de la región, dijo la autoridad local a través de un comunicado, aunque sin revelar la inversión exacta de este proyecto.


La planta de Gigafactory será la primera fuera de Estados Unidos. Se calcula que esta fábrica comience a producir autos dentro de dos años y que logre el objetivo de producción se alcance dentro de dos o tres años: producir 500,000 autos para los clientes chinos.

El alcalde Ying Yong y el presidente y CEO de Tesla, Elon Musk, develaron la placa del Tesla (Shanghai) Ltd. Electric Development and Innovation Center.

Este pacto llega en un momento favorecedor para Musk, pues en este momento se disputa una guerra comercial iniciada por el presidente Donald Trump con prácticamente todo el mundo, la cual causó que el precio de un vehículo Tesla se dispare en China de la noche a la mañana, hasta un 20%, de acuerdo con reportes del periódico Wall Street Journal.

Después de que se diera a conocer esta pacto entre Tesla y China, las acciones de la compañía ganaron 0.87%, a pesar de las dudas que genera la capacidad de Tesla para cumplir sus objetivos actuales de fabricación.

Fuente: Entrepreneur 

Fuente Fotográfica: Entrepreneur 

Total
16
Shares

¡Suscríbete a nuestro newsletter!

Información importante para ti

Al marcar esta casilla, confirma que ha leído y está de acuerdo con nuestros términos de uso con respecto al almacenamiento de los datos enviados a través de este formulario.