El momento más tenso de las últimas décadas entre Irán e Israel

El momento más tenso de las últimas décadas entre Irán e Israel

La histórica enemistad entre Israel e Irán parece estos días en su punto más crítico: las fuerzas armadas de ambos países incluso han intercambiado fuego de artillería en Siria.  Ambos países están rumbo a un enfrentamiento abierto que podría convertirse en una guerra abierta que se extendería por Siria y Líbano.


Y es que Israel confirmó este jueves que lanzó un ataque contra casi toda la infraestructura militar de Irán en territorio sirio, mientras que el ejército sirio informó que la “agresión” provocó la muerte de tres personas.


Tel Aviv justificó el ataque alegando que lo llevó a cabo en represalia por lo que asegura fue el lanzamiento de 20 misiles por parte de fuerzas iraníes en Siria.

Teherán no se pronunció inmediatamente sobre el señalamiento, pero de confirmarse sería la primera vez que Irán ataca de forma directa a Israel, país que nunca ha reconocido.

Desde 1979 (año en que triunfó la Revolución Islámica) el primer objetivo de Irán ha sido luchar contra Israel”, indica Ebrahim Khalili, editor del Servicio Persa de la BBC.

Israel ve a Irán como un país que patrocina el terrorismo y ha calificado su influencia en el Medio Oriente como “la amenaza más grande” del planeta.

A continuación se resume en tres puntos el contexto en que se produce la creciente tensión entre Irán e Israel.

1. Los Altos del Golán

El ataque del que Israel acusó a Irán ocurrió el miércoles y se produjo contra varias de sus posiciones en los Altos del Golán, una región ubicada en la frontera entre Siria e Israel.   Los 20 proyectiles no causaron daños considerables porque algunos fueron interceptados por su escudo antimisiles y otros porque no alcanzaron su objetivo.

La agresión iraní muestra las intenciones del afianzamiento de las fuerzas del régimen de Teherán en Siria y la amenaza que supone para Israel y para la estabilidad regional”, dijo el ejército israelí en un comunicado.

El ministro de Defensa de Israel, Avigdor Lieberman, dijo que si bien su país “no tenía interés en una escalada”, si que va a “estar preparado para cualquier situación”.  Estamos enfrentando una nueva realidad en la que Irán está atacando a Israel directamente y tratando de dañar la soberanía y los territorios de Israel“, agregó.

El ejército sirio declaró que había “frustrado un nuevo acto de agresión israelí” y que sus defensas aéreas “destruyeron gran parte” de los misiles.

El Observatorio Sirio por los Derechos Humanos, una organización con sede en Reino Unido que monitorea la guerra en Siria, confirmó que “decenas de cohetes” fueron disparados desde la provincia de Quneitra y el suroeste de Damasco hacia los territorios ocupados en el Golán. Pero no identificó a los autores del ataque.

Los Altos del Golán es una región emblemática en el Medio Oriente, la cual, aunque pequeña, es estratégicamente importante.

Cuatro países la rodean: Israel, Líbano, Jordania y Siria.

Israel ocupó gran parte de esa meseta en la guerra de los Seis Días de 1967 y, en 1981, se lo anexó en una medida que no fue reconocida por la comunidad internacional.  Eso ha sido uno de los principales obstáculos para la paz entre Israel y Siria, cuyo aliado histórico ha sido Irán. Damasco ha dicho que la devolución total de ese territorio es una parte esencial de cualquier acuerdo de paz.

Los Altos del Golán le dan a Israel un excelente punto de observación para monitorear los movimientos en Siria. Además, son una fuente de agua clave para los israelíes y cuentan con una tierra fértil, perfecta para cultivar viñedos y criar ganado.

2. La guerra siria enfrenta a Irán e Israel

El ejército de Israel había estado anticipando un ataque por parte de las fuerzas iraníes.  Y es que, en los últimos meses, el gobierno del primer ministro Benjamin Netanyahu ha sido acusado de lanzar ataques contra posiciones claves de Siria.  Uno de ellos se perpetró en abril en una base aérea. Siete soldados iraníes murieron.

Desde que comenzó la guerra en Siria, en 2011, Israel se ha visto alarmado por el despliegue de tropas iraníes en apoyo al presidente Bashar al Assad, que dice luchar contra grupos terroristas.

Se cree que Teherán ha gastado miles de millones de dólares al año para fortalecer a las fuerzas del gobierno sirio, ofreciendo asesores militares, armas, crédito y petróleo.

La guerra civil siria le ha proporcionado una nueva arena de conflicto a Israel e Irán, pues ambos buscan disuadir al otro de realizar un ataque a gran escala”, señala el sitio estadounidense de análisis geopolítico y de seguridad internacional Stratfor.

 

Siria es el principal punto de tránsito de armamentos que Teherán envía al movimiento chiita Hezbolá en Líbano, el cual también ha mandado a miles de combatientes para apoyar a las fuerzas sirias.

Hezbolá, por su parte, es visto por Israel como un grupo terrorista.  De hecho, dos de los principales enemigos de Israel en la región son: Irán y Hezbolá, al que el ejército israelí sí ha atacado puntualmente en territorio sirio.

3. La decisión de EE.UU. de terminar el acuerdo nuclear con Irán

El ataque israelí se produce dos días después de que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, decidiera terminar con la participación de su país en el acuerdo nuclear entre Irán y las potencias mundiales.

Oficialmente llamado Plan de Acción Conjunto y Completo (JCPOA, por sus siglas en inglés), el acuerdo fue negociado por Irán con los cinco miembros permanentes del Consejo de Seguridad de la ONU y Alemania (P5+1), y fue completado en julio de 2015.  Su objetivo era garantizar que el programa de energía nuclear de Irán fuera totalmente pacífico y comenzó a ser aplicado en enero de 2016.

Considerado por el expresidente Barack Obama como uno de sus principales logros en política exterior, Trump nunca ocultó su oposición a lo que llamaba “el peor acuerdo de la historia”.

Netanyahu fue clave en terminar de convencer a Trump a retirar a su país.

Israel siempre ha visto el programa nuclear iraní como una amenaza y tras el anuncio de la Casa Blanca, puso sus tropas en “alerta máxima”.  De hecho, analistas militares advirtieron que la decisión de la Casa Blanca podría iniciar una etapa de violencia regional.

La reacción de Irán no se hizo esperar.

Rohani dijo que había ordenado a las autoridades atómicas de su país que se preparen para comenzar el enriquecimiento de uranio a niveles industriales, si fracasan las conversaciones con los demás miembros (Rusia, China, Reino Unido, Francia y Alemania) para mantener el tratado.

Fuente: BBC

Fuente Fotográfica: CNN