Por Juan Carlos Zapata

Guatemala es un país con alto potencial turístico, con destinos culturales, de aventura, negocios, sol y playa, gastronómico, arqueológico, comunitario, ecoturismo, deportivo, entre otros. Según el último Boletín Estadístico de Turismo publicado por el Instituto Guatemalteco de Turismo (Inguat), ingresaron un total de 2.405,902 visitantes, entre los cuales 74% eran turistas y 26% excursionistas. La llegada de visitantes no residentes mayoritariamente es de El Salvador (44%), Estados Unidos (18%), Honduras (6%) y México (4%). Los meses cuando más personas visitan Guatemala son marzo (263,724 visitantes), diciembre (242,547 visitantes) y agosto (220,844 visitantes).


 

Ahora bien, vemos que los salvadoreños visitan más el departamento de Guatemala, Jutiapa y Chiquimula, mientras que los estadounidenses prefieren Sacatepéquez, Guatemala y Sololá, según la caracterización del turismo de cada país, publicado por Inguat.


Según el perfil de turista receptor 2017 únicamente el 35% de los visitantes, ingresan por vía aérea, lo cual denota la oportunidad que tenemos como país de mejorar las condiciones del aeropuerto la Aurora (a través de un proyecto de alianzas público-privadas) y mejorar la conectividad a nivel nacional. Otro dato interesante es que la estadía promedio es de 7.62 días, con lo cual las personas podrían disfrutar más de Guatemala si el Congreso aprobara la Ley General de Infraestructura Vial. El 59% de los visitantes no residentes ingresan por vía terrestre, por lo que tenemos un gran potencial al reducir los tiempos de traslados entre los principales destinos turísticos para que el turista gaste más en los destinos.

Guatemala ha reducido su tasa de homicidios y ha fortalecido su seguridad (21.6 homicidios por cada 100,000 habitantes según el último informe de la Coalición por la Seguridad Ciudadana), sin embargo, tenemos que continuar reduciendo el crimen que tanto afectan la imagen del país a nivel internacional. En el caso de Estados Unidos, nos evalúa en un nivel 2 para viajar hacia Guatemala (recomiendan precaución), pero los departamentos de Guatemala, Escuintla, Chiquimula, Quetzaltenango, Izabal y Petén tienen evaluaciones de nivel 3 por parte del Gobierno de los Estados Unidos, en donde claramente recomiendan reconsiderar el viaje por la inseguridad.
Por último, los destinos turísticos de nuestro país, especialmente aquellos relacionados a la cultura, aventura, sol y playa o arqueología muchas veces se encuentran en ciudades intermedias que tienen una pésima planificación urbana, en donde la coordinación y el relacionamiento con los alcaldes es fundamental para mejorar las condiciones de conectividad, movilidad, seguridad y eficiencia del turismo hacia esos destinos.

El trabajo que ha hecho el Inguat para apoyar a la Dirección General de Aeronáutica Civil (DGAC), ha sido clave para la inaugurar nuevos destinos con vuelos comerciales hacia Huehuetenango, Quetzaltenango, Puerto Barrios y San José en Escuintla. Otro aeródromo que se hubiera podido abrir era el de Cobán, sin embargo, el Consejo municipal no logró trabajar de la mano con la DGAC, por lo que estará pendiente para la siguiente administración municipal el poder lograr vuelos directos que permitan aumentar el turismo hacia Alta Verapaz.

Un actor vital es la Secretaría General de Planificación (Segeplan), para trabajar de la mano con las autoridades del Inguat, que han hecho una excelente gestión durante esta administración, para seguir fortaleciendo el ordenamiento territorial y generar mejor desarrollo de producto a destinos con alto potencial, que requieren mejorar su conectividad hacia las ciudades intermedias.

 

¡Suscríbete a nuestro newsletter!

Información importante para ti

Al marcar esta casilla, confirma que ha leído y está de acuerdo con nuestros términos de uso con respecto al almacenamiento de los datos enviados a través de este formulario.