China ha compartido con más de 100 países su experiencia en la prevención y el control de la neumonía COVID-19, a medida que el mundo registra un creciente número de casos infectados con la enfermedad, afirmó este martes un especialista en epidemiología del país asiático.

La experiencia china subraya el efecto central de la separación entre la fuente de infección y la población susceptible, subrayó en una conferencia de prensa Wu Zunyou, experto en epidemiología del Centro para Control y Prevención de Enfermedades de China.

“Las labores de control epidémico en China se enfocan principalmente en tres aspectos, el control estricto de la fuente de infección, romper la cadena de transmisión y proteger a la población susceptible”, detalló Wu.

La detección, los informes, la cuarentena y el tratamiento médico de forma oportuna han contribuido a reducir efectivamente la fuente de infección en China, indicó Wu.

Para cortar la cadena de transmisión, Wu enfatizó la importancia de usar mascarillas, lavarse las manos y garantizar la ventilación.

China prolongó las vacaciones y aboga por mantener una cierta distancia entre las personas para el bien de la población susceptible, destacó.

Muchos países han adoptado esos métodos a la luz de sus condiciones, agregó Wu.

Fuente: Xinhuanet

¡Suscríbete a nuestro newsletter!

Información importante para ti

Al marcar esta casilla, confirma que ha leído y está de acuerdo con nuestros términos de uso con respecto al almacenamiento de los datos enviados a través de este formulario.