Representantes de las organizaciones que han manifestado los sábados contra las anomalías de la primera vuelta, reiteraron sus señalamientos de fraude contra el Tribunal Supremo Electoral (TSE), pero comentaron que a título personal, varios de ellos acudirán a las urnas el domingo, para evitar que se realice la segunda parte de un plan que, según dicen, se comenzó a gestar en 2010.

Roxana Orantes Córdova

El 8 de agosto, abogados, políticos y dirigentes civiles convocaron a una conferencia de prensa en la cual dieron a conocer detalles sobre cómo se realizó la primera vuelta electoral, así como varios abusos e irregularidades en las acciones de los magistrados del Tribunal Supremo Electoral (TSE), a quienes un juez ordenó investigar, informó el fiscal del partido VALOR, Elmer Palencia.

Además de Palencia, en el foro participaron el pastor evangélico Byron González; los abogados Ricardo Sagastume y José Urrutia; Betty Marroquín, ex vicepresidenciable del FCN y Noel Barillas, fundador del grupo civil Política más una docena de huevos.

Los diferentes aspectos que se denunciaron en el foro abarcan desde la violación de los tiempos legales del pleno del TSE, que debió renovarse antes de la primera vuelta según lo establecido en la ley, señaló Sagastume, hasta la indiferencia total de esos funcionarios ante los cuestionamientos en su contra.

Según Sagastume, “existe una posible salida jurídica a este problema político. Los magistrados del TSE no entregaron el cargo el 13 de octubre y esto hace que todas sus acciones caigan en la ilegalidad. Además, emitieron un acuerdo interno que les permitió rotar la presidencia del pleno, según un artículo reformado en la Ley Electoral y de Partidos Políticos (LEPP), pero este debió entrar en vigencia luego de la salida de la magistratura actual. Los períodos constitucionales se deben cumplir”.

Sagastume explicó que el 30 de junio debió asumir el nuevo pleno de magistrados. Sin embargo, esto no sucedió y por ello, “todo lo actuado por el actual pleno del TSE es nulo”. Al respecto, la Liga pro Patria interpuso un amparo contra la rotación ilegal derivada del acuerdo interno que no es legítimo, dijo José Carlos Pomés, de esa agrupación.

Más que indicios, evidencias del fraude

En su intervención, el fiscal del partido VALOR narró cómo desde el inicio, el TSE evitó que los fiscales de partidos conocieran el software que se utilizaría. “Llegó el día de las votaciones y a las diez de la noche, los fiscales informáticos no tenían acceso”, comentó.

Aunque el ex director de informática les explicó el fallo del llamado “factor 21”, los fiscales de los partidos fueron sometidos a varias acciones de exclusión y opacidad por parte de los magistrados. “Según un añadido al artículo 130 de la LEPP, todos los fiscales debieron ser convocados desde enero a las sesiones del pleno. Sin embargo, no fueron convocados a ninguna”, dijo.

Además de las diferentes acciones de censura contra la libertad de expresión, dos acuerdos en los que el TSE debió dar marcha atrás y el espurio convenio con la CICIG, luego de la primera vuelta, las denuncias de irregularidades parecían encaminadas a resolverse con la revisión de las actas, en las que se encontraron irregularidades. Este proceso fue suspendido días después, cuando sorpresivamente, el TSE emitió “un acuerdo para desacreditar y descalificar la labor de los fiscales, que a raíz de esto presentamos denuncias y recursos”, dijo Palencia.

Si los datos preliminares vienen de las actas, que no fueron revisadas ni cotejadas en su totalidad, y el sistema informático tuvo errores más que evidentes, está claro que muchos elementos señalan la opacidad del proceso.

Urrutia comentó que la captura del TSE por magistrados que no tenían por qué seguir en los cargos, es una de tantas evidencias que no dejan dudas. Sin embargo, añadió, “el fraude fue planificado muchos años antes”.

Según comenta, por lo menos existen 800 actas con irregularidades evidentes. “En 2017 solicité la cancelación de la UNE, por financiamiento electoral ilícito. Esta denuncia se perdió en el TSE, que no le puso atención”, comentó.

Para Urrutia, no solo es el TSE el organismo cooptado. A este se suman la Corte de Constitucionalidad (CC), la Corte Suprema de Justicia (CSJ) y una gran parte de los legisladores que aprobaron contrarreloj las reformas a la LEPP que marcaron el rumbo de este proceso anómalo.

El dirigente de Política más una docena de huevos, Noel Barillas, señaló que existen tres factores muy claros para comprender lo que está pasando en Guatemala: selectividad en la justicia, en las leyes electorales y en la investigación penal.

“Las reformas a la LEPP tienen un nombre: Mario Taracena, que recibió instrucciones de la nefasta CICIG para presionar la aprobación de esta normativa”, comentó.

Sumado a esto, señala que existe apatía en los ciudadanos, así como una prensa que responde a los intereses de quienes pretenden imponer en Guatemala un régimen orientado hacia el socialismo.

Finalmente, Betty Marroquín expresó que no forma parte del movimiento contra el fraude como “candidata perdedora ni como política obsesionada por el poder”, sino como ciudadana comprometida con varios grupos civiles que se oponen a que en el país se consume un fraude estructural.

“Nos están haciendo una grosería al no respetar nuestro derecho a elegir. Vamos a agotar las instancias legales, sabiendo que difícilmente, los organismos encargados respetarán la ley. Es como si todos fueran “amiguitos de kínder”. Pero ojalá algún día se investiguen sus cuentas bancarias y las de sus familiares. Ya tienen su tamal listo y con mucho más que un billete de Q100 adentro”, señaló.

En cuanto a la visita de los congresistas demócratas, dijo: “son enemigos de Donald Trump que vienen a visitar a sus aliados. Son luminarias de la izquierda que vienen a dar ánimos a la “señora” y a pedirle que garantice la continuidad de la CICIG. Y aunque la prensa no está informando debidamente, el poder de estos demócratas es mucho menor de lo que se pretende hacernos ver. El Senado sigue siendo republicano y ellos tienen la última palabra. Al final, tendremos que darle gracias a la Pelosi, porque su visita inclinará la atención de los republicanos hacia Guatemala”, concluyó.

 

¡Suscríbete a nuestro newsletter!

Información importante para ti

Al marcar esta casilla, confirma que ha leído y está de acuerdo con nuestros términos de uso con respecto al almacenamiento de los datos enviados a través de este formulario.